Facebook Twitter
'Termina la 1ª vuelta con sensaciones agridulces'

Ambicioso Athletic contra los colchoneros

Escrito por Joseba Núñez

Lunes, 23 Enero 2017 12:15
Facebook Twitter 35
Reportar vídeo Reportar

1       
Pulse para ampliar

De Marcos hizo un golazo en San Mamés (Foto LFP).

Venía el Athletic Club de un buen tute de partidos tras las vacaciones de Navidad, con cuatro partidos en apenas 10 días, entre ellos dos contra el Barça, con el esfuerzo que ello supone. Las sensaciones contra el Alavés en casa y la salida a Leganés eran muy malas, donde se consiguieron dos empates pero de aquella manera… La cosa no pintaba bien, y menos contra la Roca del Atlético del Cholo Simeone que contaba sus visitas a San Mamés Berria, todo con victorias.

Era muy importante no cometer errores y que los colchoneros no se adelantasen en el marcador, porque remontar a un equipo de estos es casi imposible, pero el Athletic en casa está dando otra imagen bien distinta que a domicilio, y sólo el Barcelona allá por septiembre es el único que ha logrado salir victorioso.

Pues pasó lo peor que podía pasar, salían fríos los bilbaínos y desajustados, y los madrileños tocaban a placer, hasta que un 3 contra 2 en banda, dejaban sólo a Koke para pensar y poner el balón con el guante que tiene, y en un centro-chut sin que apenas rozase Griezmann lograban marcar el 0-1 en el minuto 2 de partido.

La empresa se tornaba casi imposible, y más viendo al Atlético muy puesto y jugando a placer, con 3 hombres rapidísimos como Carrasco, Gameiro y Antoine buscando los espacios.

El Cholo sorprendió de inicio con un equipo muy ofensivo, pero teniendo superioridad en el centro del campo con su trivote Gabi-Saúl-koke que era superior a la dupla Itu-Sanjo, ya que Muniain esta vez por dentro, jugaba muy distanciado.

Los 10 primeros minutos estaban siendo una agonía, pero se ajustaron las distancias, el equipo sacó la defensa más adelantada, con riesgo a su espalda, pero juntando más el equipo y poco a poco fuimos robando más balones, con un gran Iturraspe, y teniendo más control de juego, y los del Calderón dieron un paso atrás, que fue su perdición.

El Athletic cogía el mando del partido, desdoblándose por los laterales con Balenziaga y De Marcos e intentando hacer 2 contra 1 en banda, ya que les costaba mucho retornar a Greizmann por su derecha y a Carrasco por su izquierda.

Además se veía a sus centrales, Giménez-Godín, otrora infranqueables, mucho más endebles que otras veces y sufrían cuando salían de zona.

Los locales empujaban sin tener ocasiones muy claras, pero merodeaban el área, y ya se sabe, cuando los leones olfatean la sangre, se tiran a la yugular, y así vino el empate en las postrimerías del 1º tiempo, con un golazo de Iñigo Lekue, a pase de Williams que había sacado de zona a Godín.

Los vascos habían hecho lo más difícil, remontar ante una Roca, y llegar al descanso con todo por decidir, y con buenas sensaciones.

Empezaba la 2ª parte, pero los colchoneros salieron a morder más arriba, dieron un paso adelante, y el Athletic tuvo que retroceder, empujaban los del Manzanares y había que aguantar sus acometidas.

Pero los locales no perdían la cara al encuentro, y cuando más eran dominados, en una buena jugada por banda derecha, llegaba el balón a Raúl García, ayer sí fue Él contra sus ex, estuvo en todas, da un centro templadito espectacular, para que De Marcos llegando desde atrás en diagonal desde 2ª línea, como en sus buenos tiempo con Bielsa,  rematase a placer de espléndido cabezazo, poniendo el 2-1 en el marcador.

Quedaba mucho partido, y por 1ª vez íbamos a favor de obra y les tocaba a ellos remar…

Pero los leones en lugar de recular, ante sus acometidas, ya sacaron todos sus delanteros desde el banquillo: Torres, Correa, Gaitán…, se dedicaron a controlar el partido, con un Mariscal de campo como Iturraspe, que no perdió ni un balón, dio salida al juego y hacía jugar a todo el equipo.

Los locales estaban siendo muy superiores, con un gran Muniain que les estaba rompiendo entre línea, ahora la superioridad era rojiblanca en el centro, ya que ellos estaban partidos con 4 delanteros arriba, pero les costaba mucho robar el balón, y parecía que estaba todo para rematar la faena.

La gente reclamaba cambios a Txingurri, pero creo que aguantó mucho porque el equipo estaba siendo muy superior, y aunque podíamos reforzar el medio campo con Rico, Muniain les estaba haciendo mucho daño.

El peligro podía venir en una pérdida de balón en zonas peligrosas, porque un robo les catapultaba a una contra mortal, al estar 4 delanteros descolgados….

Y así vino su gol, en un mal pase de De Marcos, que hizo un gran partido, se propinó la estampida, donde recogió el esféerico Antoine Greizmann, para lanzar un misil que hizo dos efectos a la vez y entrar rozando el poste, donde creo que Iraizoz en esa posición nada pudo hacer, quizá si hubiese achicado hacia delante?, pero no le dio tiempo, armó rapidísimo el disparo, yo creo que tenían que haberle encimado más rápido los defensas.

Lo que más me gusto ayer de los zurigorris, fue su ambición, a pesar de recibir un duro golpe como su gol inmerecido, tuvo arrestos para volver a subir el ritmo e ir a por el partido, esta vez el empate no era suficiente contra un súper equipo, y acabó el encuentro en área contraria y con opciones.

Creo que fue un gran partido, disputado a un ritmo brutal, con alternativas para los dos equipos, y con resultado justo, aunque a los puntos podía haber ganado el Athletic.

Puede que deberíamos haber replegado un poco, o hacer algún cambio defensivo, pero esta vez aplaudo a Txingurri porque fue valiente, y así me gusta ver a mi equipo, ambicioso y valiente, y así, que pase lo que tenga que pasar, pero siempre orgullosos de nuestros jugadores, muriendo en área contraria.

A pesar de las importantísimas bazas de Aduriz y Beñat, los leones CREYERON y fueron a ganar, y asi la gente se va satisfecha y orgullosa de su equipo, no se les puede pedir más.

Termina la 1ª vuelta con sensaciones agridulces en general, con un equipo con dos caras, parece el Dr Jekyll y Mr Hyde, en casa el equipo es valiente, ofensivo, con llegadas, siempre compite, pero fuera la imagen es desangelada, sin chispa, sin mordiente, sin ambición…

Estamos bien colocados, parece que vuelven por sus fueros Laporte y Muniain, se recupara De Marcos, aporta Lekue, volverá Yeray, pero sobre todo, el equipo funciona mucho mejor cuando está en forma el Mariscal Iturraspe, el fútbol fluye, y el engranaje del equipo también.

A ver si recuperan su mejor forma Beñat, Aduriz, San José y Williams, y con ellos seremos un equipo capaz de aspirar a todo, sobre todo si damos un paso adelante a domicilio. Sobre todo en Europa, donde a doble partido podemos ganar a cualquiera de todos los que quedan, pero habrá que llegar a tope y no cometer errores.

ATHLETIC!  Egurreee!

Por Joseba Núñez, Entrenador Nacional de fútbol, Economista y Socio Compromisario. Comentarista y tertuliano de Onda Vasca

@josebanu

CLICK PARA COMENTAR
El Desmarque